Imágenes de la Transición: Suárez desmonta la Operación Armada

La dimisión de Suárez echó por tierra la Operación Armada.  Un nuevo Gobierno sin Adolfo Suárez y Gutiérrez Mellado, aborrecidos en los cuarteles, y presidido por Leopoldo Calvo Sotelo, bien visto por la CEOE, hacía imposible la componenda.

El 10 de febrero, después de oír a los líderes políticos, el Rey hizo saber al Presidente del Congreso que el candidato a la presidencia del Gobierno era Leopoldo Calvo Sotelo, y el 12 la Mesa del Congreso acordó que el debate de investidura empezaría el 18. De la frustración de los dirigentes socialistas y críticos de la UCD comprometidos en la trama, dan idea las declaraciones a la prensa de Alfonso Guerra, el mismo día 12, advirtiendo de que el PSOE no descartaba una moción de censura al nuevo Presidente; y las del democristiano Álvarez de Miranda a la revista Interviú del 15 de febrero, opinando que la UCD debería gobernar con el PSOE.

Y el Rey, ¿se sentiría frustrado al no poder avalar la Operación Armada? En enero de 1981, días antes de la dimisión de Suárez, declaró a Jorge Semprún, escritor y futuro ministro socialista, en una entrevista para el Corriere della Sera: “España será gobernada por los partidos que ganen las elecciones”. No parece que pensase en Armada para presidente.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies